Al presentarse en un acto de campaña de José Antonio Estefan Garfias, quien contendió en el pasado proceso electoral por la gubernatura del estado de Oaxaca, Miguel Ángel Mancera generó polémica; sin embargo la Consejería Jurídica y de Servicios Legales (CEJUR) del TEPJF informó que no se violentó la normatividad electoral.

De acuerdo a la Sala Regional Especializada del Poder Judicial de la Federación, de ninguna manera el titular del Ejecutivo local utilizó su investidura o sus atribuciones para influir en las preferencias electorales en abuso de sus derechos de expresión, reunión y asociación política.

De acuerdo a la CEJUR, la resolución indica que la visita de Mancera a tierras oaxaqueñas se llevó a cabo en día inhábil.

Además, Mancera presentó diversas pruebas para acreditar que su asistencia al acto proselitista la pagó con recursos propios, “sin que conste en el expediente elemento alguno del cual se desprenda algún trámite para efecto de cubrir los gastos necesarios para su traslado y/o hospedaje a la ciudad de Oaxaca, con recursos públicos”.

Con esta decisión, el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) ordenó archivar el expediente respectivo y declaró concluido el proceso que inició el Partido Verde Ecologista de México, a través de una queja ante la Comisión de Quejas y Denuncias del Instituto Nacional Electoral.

La resolución también señaló que el gobernador de Morelos, Graco Ramírez tampoco incurrió en alguna inobservancia.