¿Vives en las redes sociales? ¿Ves constantemente qué pasa en Facebook o Twiter?¿No resistes el impulso de “postear” que estás feliz en la playa para informarlo a los demás?

¿Comunicas mediante una foto que que estás vivo? Si tus respuestas son positivas probablemente sufres de FOMO.

Éste es un acrónimo para el miedo a perderte las cosas (en inglés Fear Of Missing Out). Consiste en vivir con la ansiedad de que alrededor nuestro pasan muchos eventos y que no tenemos tiempo para prestar atención a todos.

Es la sensación permanente de que los demás están viviendo a lo grande, mientras nosotros estamos bajo una montaña de “mucho hacer nada”.

El FOMO, reforzado por el uso de redes sociales, genera la impresión de que hay muchos libros que leer, películas por ver, lugares que conocer, tuits y comentarios que revisar; que los demás ya están sobre ello, mientras nosotros nos lo perdemos.

Quizá te interese: La tristeza también tiene ciertos beneficios para la mente

FOMO es un acrónimo para el miedo a perderte las cosas (en inglés Fear Of Missing Out). Consiste en vivir con la ansiedad de ser excluidos en redes sociales

Shutterstock

De ahí la ansiedad por conectarse con lo que hacen los demás todo el tiempo, descuido y desvalorización de lo nuestro. Además, se suma a un pensamiento minusvalorado de nuestra propia vida, sintiéndola aburrida.

Este fenómeno es un concepto relativamente nuevo que responde a un miedo más tradicional: el temor de ser excluidos. Por eso, mediante las redes sociales, pensamos que somos parte de la vida de los demás, a pesar de la nuestra.

Según un estudio de la empresa J. Walter Thompson (JWT), tres de cada 10 personas de entre 13 y 34 años experimentaron esta sensación, provocada generalmente cuando ven que sus amigos hacen cosas a las que a ellos no invitaron.

En una época donde las redes sociales son parte de nuestro modo de vivir, ¿será posible dejarlas de lado y evitar el FOMO?

Lo cierto es que la realidad no nos necesita, que la vida seguirá con o sin nosotros, y que eso no nos excluye de nada.

Vivir nuestra propia vida, valorarla, y de modo más profundo, valorarnos, prestar atención a lo que hacemos con alegría y agradecimiento por existir, será un punto de apoyo importante.

La mejor manera de vivir es, en realidad, aquí y ahora.

Fernando Aparicio es psicólogo, terapeuta y acompañante de vida. Su recorrido incluye el trabajo en Recursos Humanos, educación y capacitación.
Facebook: @fernandoaparicioterapeuta 
Twitter: @fe_aparicio
Site: http://fernandoapariciogo.wixsite.com/psico

Por: Fernando Aparicio.