Este 14 de diciembre, autoridades del Gobierno de la Ciudad de México dieron a conocer la proyección del Centro Cultural y Artesanal Indígena, mediante el cual se garantizará el desarrollo gastronómico y cultural de la población que ha laborado, históricamente, en el perímetro A del Centro de la Ciudad de México.

Por esa razón, la secretaria de Gobierno, Patricia Mercado Castro, presidió la firma del contrato de compra-venta de este predio ubicado en las inmediaciones de Plaza Garibaldi.

Con esta plaza, que se enmarca en el Programa de Reordenamiento del Comercio en Vía Pública del Centro Histórico, se pretende fomentar el diseño y creación de artesanía indígena, así como el aprendizaje a través de la transmisión de diferentes técnicas y conocimientos tradicionales de innovación.

También, se ofrecerá una opción de turismo de alta calidad y diversidad cultural que permita fortalecer y reproducir las expresiones artísticas y culturales indígenas.

Para la firma de este convenio, la administración capitalina a través de la Secretaría de Gobierno, conformó un Grupo de Trabajo Interinstitucional (GTI) para la integración y puesta en marcha del proyecto.

“Había una deuda (…) Todo el reordenamiento en vía pública que venía desde 1993, había distribuido más de 50 plazas a las diferentes organizaciones, pero no había ninguna para agrupaciones indígenas”, aseguró Patricia Mercado.

Felicitó a los integrantes de las comunidades indígenas y adelantó que se está planteando una nueva modalidad de uso mixto de la plaza para combinarla con vivienda.

Esta plaza albergará a más de 100 personas otomíes, purépechas, totonacas, tzeltales, mazatecas, nahuas, mazahuas, triquis y zapotecas.

Con ellos, y con la colaboración de la Escuela Nacional de Trabajo Social de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), se realizaron 40 sesiones de trabajo, 10 asambleas de las comunidades indígenas para la elección de representantes, 10 asambleas por pueblo para que decidieran su participación personal en el proyecto, y 22 sesiones de trabajo con la población indígena y sus representantes sobre economía social y solidaria.